• Sunday, August 7, 2022

Danubio: La novela Milán

En las últimas horas Defensor Sporting decidió no autorizar a su goleador histórico de formativas a jugar en Maroñas. Llamadas sin atender, respuestas distintas en cada contacto y la rivalidad con el franjeado como capítulo final de la historia.

Luego de muchos idas y vueltas, Facundo Milán aún no sabe dónde continuará su carrera. El jugador formado en el club del Parque Rodó y máximo goleador de divisiones juveniles, debutó con 16 años en Primera División y esa misma tarde ante Plaza Colonia anotó dos goles. En el primer equipo, el jugador por distintos motivos no terminó de mostrar su potencial, pero San Pablo vio sus condiciones y se lo llevó.

Ya en el equipo brasileño, pagó con goles jugando en el Sub20, pero sin posibilidades en el plantel principal empezó a ver otros rumbos y ahí comenzó la historia de Danubio. No es de días, tampoco semanas, las charlas están desde febrero del presente año.

Lo deportivo (el aval de Jorge Fossati), lo sentimental (él y su familia son hinchas del franjeado) y lo económico (acuerdo de todas las partes) hacían que su llegada fuera inminente. San Pablo estaba de acuerdo en liberarlo y únicamente por temas formales consultó con Defensor Sporting, club con el que mantiene un acuerdo hasta fin de año por una futura venta, con un tope de 600.000 dólares.

Debido a que la institución violeta no quiere contar con el jugador, el camino era aún más sencillo, pero empezó el primer obstáculo: algunos dirigentes no tienen problema que regrese al fútbol uruguayo, siempre y cuando ese equipo no sea Danubio.

Ante toda esta situación, uno de los primeros en moverse fue el propio Facundo Milán e incluso gente cercana al futbolista. Hubo intento de comunicación con Alberto Ward, pero el Presidente violeta no atendió ninguna de las llamadas. El hecho generó sorpresa ya que además de ser formado en el club jamás tuvo roces de ningún tipo.

¿Hay más? Sí. Una de las propuestas que recibieron los dirigentes de Danubio por parte de sus pares de Defensor Sporting es que el futbolista jugara en Maroñas, pero con la condición de que no los enfrentara. La respuesta tampoco se hizo esperar y si bien llamó la atención en todos los involucrados, se cedió a tal pedido. ¿Listo? No.

Al momento de decidir oficialmente el futuro danubiano del goleador, el pasado miércoles los dirigentes del “Tuerto” en reunión de Directiva decidieron (en votación dividida) no autorizar su llegada. Los principales motivos son la rivalidad con el franjeado, incluso así lo manifestó el propio Presidente de la institución en el programa “Quiero Fútbol” de Sport 890. 

El final de la novela Milán terminó sin final feliz y con el fútbol uruguayo en su máxima expresión: jugador de rehén y dirigentes cargados de protagonismo.